Newsletter

Aproveche esta grandes oferta

Your world of PrestaShop modules, PrestaShop Themes and PrestaShop Templates by PrestaLive.

Glucosamin Chondroitin MSM 90 tabletas

Glucosamina y sulfato de Condroitina (Glucosamine Chondroitin) 90 cápsulas - 1000mg

Más detalles


$35.00 IVA incluído

10537

Disponibilidad: Este producto ya no está en stock

¡Solo en Internet!

Programa de fidelización Al comprar este producto puede obtener hasta 3 puntos de fidelidad. Su carrito totalizará 3 puntos que se puede(n) transformar en un vale de descuento de $0.60.


17 otros productos de la misma categoría:

Las sustancias conocidas para promover la salud de las articulaciones: los Sulfatos de Glucosamina y Condroitina y MSM (Metil Sulfonil Metano), con la adición de vitamina C da soporte a tus articulaciones y a tu sistema inmune.


Sulfato de glucosamina, ¿Qué es al glucosamina?

La glucosamina (C6H13NO5) es un amino azúcar que actúa prominentemente como precursor de la síntesis bioquímica en la glicosilación de las proteínas y de los lípidos. La glucosamina se encuentra principalmente en el exoesqueleto de los crustáceos y otros artrópodos, en los hongos y en otros muchos organismos, siendo el monosacárido más abundante. Se sintetiza comercialmente mediante la hidrólisis de exoesqueletos de crustáceos.

La glucosamina es un componente natural que se encuentra en el cartílago sano, y un elemento constituyente normal de los glicoaminoglicanos en el cartílago matriz y el líquido sinovial, también es utilizada de forma bastante común en el tratamiento de la artritis, a pesar de que su aceptación como medicamento terapéutico sea variable.

Las ventajas del sulfato de glucosamina son posibles gracias a dos características fundamentales:
Por un lado, su tropismo especial hacia el tejido cartilaginoso –que lo hace plenamente disponible a nivel articular. Y, por otro, sus reducidas dimensiones moleculares. De hecho gracias a su bajo peso molecular, el sulfato de glucosamina es capaz de atravesar la barrera hematosinovial difundiéndose en el ambiente microarticular.

La utilización de los antiinflamatorios no esteroideos en la artrosis se justifica porque, a pesar de ser una enfermedad básicamente degenerativa, existe en muchos casos componente inflamatorio. Ahora bien, dado que los antiinflamatorios no son inocuos, no debe generalizarse su uso en los pacientes con artrosis. Las personas que sufren de esta enfermedad suelen ser de edad avanzada, por lo que los efectos lesivos de los AINEs en la mucosa gástrica y la alteración de la función renal que pueden producir a altas dosis, deben ser especialmente vigilados.

La seguridad, eficacia y tolerancia del sulfato de glucosamina frente a un antiinflamatorio, en el tratamiento específico de la artrosis, es mucho mayor y así lo demuestran los distintos estudios clínicos realizados. El sulfato de glucosamina presenta un efecto antiinflamatorio entre 50 y 300 veces más bajo que la indometacina, pero la toxicidad de ésta es de 1000 a 4000 veces mayor, con un margen que favorece a la glucosamina. Por otra parte, la tolerancia de este fármaco es similar a la del placebo por lo que, cuando se administra no precisa ningún otro medicamento adicional para proteger la mucosa gástrica. En 2008 se dio a conocer en el American College of Rheumatology (ACR). “Por primera vez”, afirmaba el doctor Jean Yves Reginster, jefe de la Unidad de Investigación del Cartílago y Traumatología de la Universidad de Lieja (Bélgica), “hemos demostrado que un compuesto puede, por lo menos, frenar el proceso de la artrosis”.

Sulfato de condroitina , ¿Qué es la condroitina?

El condroitina sulfato o sulfato de condroitina es un glucosaminoglucano sulfatado compuesto por una cadena de disacáridos de N-Acetilgalactosamina y N-Ácido glucurónico alternados. El condoitín sulfato se encuentra habitualmente asociado a proteínas constituyendo agregados de alto peso molecular denominados proteoglicanos. Una cadena de condroitina puede estar constituida por más de 100 azúcares individuales, cada uno de los cuales puede estar sulfatado en posiciones y en número diverso.

Es una substancia que se presenta de manera natural en el cuerpo. Es un constituyente principal del cartílago, el tejido conectivo elástico y resistente que se encuentra en las articulaciones. Es un importante componente de la mayoría de los tejidos de vertebrados e invertebrados y está presente principalmente en aquellos que poseen una gran matriz extracelular, como los que forman los tejidos conectivos del cuerpo, cartílago, piel, vasos sanguíneos, así como los ligamentos y los tendones. El condrotín sulfato aporta al cartílago sus propiedades mecánicas y elásticas, y le proporciona a este tejido mucha de su resistencia a la compresión.

Propiedades del sulfato de condroitina
Con base en la evidencia de estudios doble ciego preliminares, la condroitina se utiliza ampliamente en Europa como un tratamiento para la osteoartritis, la artritis típica que mucha gente padece cuando envejece.

Además, la condroitina podría ir más allá que sólo tratar los síntomas y de hecho protege las articulaciones del daño. Los tratamientos médicos actuales para la osteoartritis, tales como los NSAID (medicamentos antiinflamatorios no esteroideos por sus siglas en inglés), tratan los síntomas pero de hecho no retardan la progresión de la enfermedad.

La condroitina es importante en el mantenimiento del cartílago al permitir la entrada en el tejido del agua, los nutrientes y otras moléculas.

Numerosos estudios realizados en todo el mundo apoyan la eficacia de la condroitina para ralentizar o prevenir el deterioro del cartílago. Al aumentar la edad la producción de condroitina disminuye permitiendo que las enzimas destructivas destruyan el cartílago. Ahora se cree que éste es un factor fundamental en el desarrollo de la osteoartritis.

Recientes estudios han demostrado que tomar suplementos de condroitina inhibe la acción de las enzimas destructivas, hace más lenta la progresión de la osteoartritis, alivia el dolor y otros síntomas, y cuando se toma junto con glucosamina puede incluso fomentar el recrecimiento del cartílago dañado.

Metil Sulfonil Metano , ¿Qué es el MSM?
El Metil Sulfonil Metano se encuentra entre los últimos descubrimientos en el campo de la salud. La base de este producto es el Azufre orgánico. El azufre es un elemento indispensable para la vida humana, su deficiencia provoca diversos trastornos en nuestro organismo (sobre todo a personas de edad adulta debido al declive de todas sus funciones orgánicas) como por ejemplo:

Perdida de colágeno y tejido conectivo. Artritis y reumatismo. Inflamación y dolor en las articulaciones. Incremento en la sensibilidad al dolor. Desarrollo de alergias. Uñas y pelo quebradizo. Disminución del sistema inmune. Acné y falta de memoria. Baja en la producción de algunas sustancias que el cuerpo produce como aminoácidos no esenciales y hormonas como la insulina.

El MSM se origina en el océano y es fuente primaria del Azufre bio-disponible, el cual se pierde de nuestros alimentos, por el procesamiento, cocinado, deshidratación o preservado. El MSM es un nutriente que se puede consumir a diario a través del pescado, el huevo, col, brócoli, ajo; etc. sin embargo la cantidad de azufre obtenida por éste medio es muy pequeña y no alcanza a cubrir los requerimientos diarios de nuestro cuerpo.

Es necesario para mantener unos tejidos conectivos saludables al mismo tiempo que un correcto funcionamiento del sistema inmune. Debido a que el azufre bio-nutricional juega un papel importante en estas y otras funciones saludables del cuerpo, se ha visto que el aporte suplementario de MSM mejora muchos problemas de salud.
El MSM incrementa la permeabilidad en la pared celular, permitiendo al agua y los nutrientes fluir libremente al interior de las células y al mismo tiempo permitir apropiadamente fluir al exterior los desechos y toxinas. Los tabiques de construcción del cuerpo son los aminoácidos, son todos unidos mediante estos compuestos a base de Azufre y juegan un papel muy importante en la producción de hormonas y enzimas que regulan todas las actividades corporales.

El MSM y la vitamina C son usadas conjuntamente por el cuerpo para la producción de células. Sin el MSM las células nuevas no serían permeables y la osmosis sería impedida. Dichas células pierden su flexibilidad, como un tejido en una cicatriz, arrugas, venas varicosas, arterias endurecidas o los tejidos pulmonares dañados de una persona con enfisema.

El MSM y la Glucosamina Sulfato si son usadas conjuntamente produce grandes beneficios a las personas que padecen de procesos inflamatorios y deformaciones como la artritis y la osteoartritis, ya que les proporciona el azufre necesario para la regeneración del tejido conectivo y del colágeno que facilitan la movilidad y normal funcionamiento de las articulaciones, y la Glucosamina que es una sustancia muy recomendable para aminorar las molestias y acelerar la regeneración de tejidos y cartílagos dañados.

Beneficios
Ayuda a la regeneración del tejido conectivo. Previene artritis y reumatismo. Evita la inflamación y dolor en las articulaciones. Evita el desarrollo de alergias. Mejora el aspecto de la piel, uñas y cabello. Mejora el sistema inmunológico. Evita el acné y la falta de memoria. Mejora la producción de aminoácidos no esenciales y hormonas como la insulina.

Carrito  

Sin producto

Transporte $0.00

Total $0.00

Carrito Confirmar

Novedades

no hay nuevos productos en este momento

PayPal

Promociones especiales

No hay promociones especiales en este momento

Aproveche esta grandes oferta